AdobeStock_52866127-1

Una de las contantes preocupaciones de los negocios en general es perder a sus clientes, las razones pueden ser variadas, lo importante es saber cómo abordar una eventual fuga de clientes. En el caso de los centros deportivos y gimnasios identificamos tres variables: tiempo, desmotivación y dinero. 

La ajetreada vida moderna impide muchas veces realizar las tareas que más nos agradan, los continuos compromisos y la vida diaria terminan por ser muchas veces el enemigo número uno de nuestros pasatiempos. Este tipo de situación es recurrente en los usuarios de centros deportivos y gimnasios, que abandonan sus membresía, generando inestabilidad en los negocios del fitness. 

La estrategia para enfrentar este panorama es crear actividades que permitan a los usuarios usar su tiempo de manera eficiente. Para esto, lo mejor es ofrecerles entrenamientos cortos, un ejemplo de ello es hittSon ejercicios que requieren una alta intensidad debido a su limitado espacio de tiempo. Por lo que, en tan solo 15-20 minutos, tus clientes podrán ejercitarse al máximo y olvidarse de sus rutinas diarias.

Otro de los motivos por el que los usuarios dejan la actividad física es cuando esta deja de ser un hobby y pasa a ser una obligación. Una forma de evitar la desmotivación es realizar mecánicas de juego y entrenamientos grupales. Introducir actividades de este tipo ayudará a evitar la deserción y potenciar aspectos positivos relacionados con la práctica deportiva. 

El factor precio, también hace lo suyo a la hora de evaluar si seguir o no con la actividad física. Sin embargo, muchas veces los administradores o dueños de gimnasios no se anticipan a esta realidad. Para evitar situaciones como estas, es clave conocer a tiempo la opinión de sus clientes, y para ello una buena alternativa es aplicar encuestas de satisfacción. Con esta información valiosa, el siguiente paso es crear una estrategia de precios atractiva para los clientes. Para esto, lo mejor es crear distintas campañas de captación a lo largo del año y aprovechar las fechas especiales. Por ejemplo, Campaña de Navidad o San Valentín con un determinado porcentaje de descuento. También, puedes crear planes especiales con el fin de aumentar la fidelización, como plan familiar o 2x1. 

 

 

Por Claudia Evans en noviembre 2, 2018

Déjanos tu comentario