<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=111048919232485&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Blog AgendaPro Belleza

Todo lo que necesitas saber sobre la coloración del cabello

coloracion del cabello

Uno de los servicios más populares en la industria de la belleza es la coloración del cabello. Si bien es una actividad común en la que la mayoría de los profesionales de la belleza tienen experiencia, igualmente tiene aspectos muy importantes que deben considerarse para ofrecer un servicio de calidad.

¡Descargar la guía gratuita sobre cómo fidelizar a los clientes de tu salón de  belleza!

Desde distintas técnicas de color en el cabello, tonos de decoloración que se deben tomar en cuenta, hasta el impacto que tienen los químicos en el cabello de tu cliente, cada uno de estos aspectos es importante y será determinante en el resultado final. Saber la teoría es tan importante como ser el mejor en la práctica, así que en este artículo te explicaremos toda esa parte teórica que debes saber sobre la coloración del cabello. 

¿Qué es la coloración de cabello y cómo actúa el tinte?

En primer lugar, debes saber que la coloración del cabello es simplemente el proceso mediante el cual se aclara u oscurece el cabello. Esto se logra por medio del uso de distintos químicos cuya función explicaremos un poco más adelante. El tinte es la herramienta más popular y comercial para el proceso de coloración de cabello. 

El proceso de coloración del cabello se da mediante una reacción química entre los componentes del tinte que permite aclarar el cabello y luego darle el color del pigmento seleccionado. Por medio del uso de un agente como el agua oxigenada, las partículas que forman parte de cada hebra del cabello se abren y permiten el paso de los químicos del tinte, quienes posteriormente van a aclarar y colorar el pelo. 

Si bien la forma más común de realizar una coloración de cabello es por medio del uso de químicos, existen diversas maneras en las que podemos cambiar el color natural de nuestros clientes

Tipos de coloración de cabello

Los tipos de coloración se dividen según los elementos que se utilizan para alcanzar el resultado final, así como cuánto puede durar el cambio en el pelo de la cliente:

Coloración natural

Es la forma más antigua que se conoce para modificar el color del cabello. Se puede lograr por medio de distintos agentes naturales y su resultado tiende a durar menos que otros tipos de decoloración. Es una alternativa ideal para clientes que quieren un cambio de tono sutil y no quieren poner en riesgo la salud de su cabello. Algunos agentes naturales que pueden modificar el color del cabello son: henna, limón, onoto o bixa. Este tipo de coloración no reseca el cabello ni lastima el cuero cabelludo. 

Coloración permanente

Es la más común y es aquella que se realiza con tintes de cabello. La única forma de eliminar el color adquirido es cortando el cabello que fue teñido, y es necesario retirarlo cada cierto tiempo ya que el cabello irá creciendo y se verá la raíz del color natural de la persona. Sirve para aclarar u oscurecer el cabello. Este tipo de coloración se recomienda retocarlo aproximadamente cada mes y medio. Dentro de esta categoría se incluye la decoloración, lo cual trae unos retos propios del proceso como lo es determinar la altura de la decoloración o los fondos de decoloración. 

Coloración semipermanente

Se realiza con un tinte sin amoníaco, por lo que daña mucho menos el cabello. Sin embargo, su color no tiene tanta intensidad, ya que las partículas de color no logran penetrar al cabello. Es una buena manera de resaltar el color natural de tu cliente, ya que por medio de esta técnica no podrás aclarar ni oscurecer significativamente. Tienen una vida útil de aproximadamente 3 semanas o 12 lavados de cabello. Es importante que tomes en cuenta que el cambio que lograrás con esto no será masivo, ya que únicamente sirve para cambios ligeros de tono. 

Coloración tono sobre tono

Esta técnica es un poco más intensa y duradera que la semipermanente, pero menos que la permanente. Se hace con tintes sin amoniacos, pero se utiliza un poco de oxigenante para hacer que las partículas de color penetren la fibra capilar. Aunque no tiene el poder de aclarar, sí puede ser utilizada para oscurecer el color de cabello. Tiene una duración aproximada de 2 meses o 30 días lavados

Coloración temporal

Es una buena alternativa para personas que quieren cambiar un poco su estilo pero no quieren comprometerse por completo con un nuevo color. Este tipo de coloración se puede hacer por medio de champús, aerosoles, geles y otros métodos que pueden ser lavados luego de un cierto tiempo. No suelen dañar el cabello, pero es probable que experimentes un poco de resequedad los días luego de utilizarlo. 

Consideraciones y recomendaciones de la coloración de cabello

Antes de realizar cualquier tipo de coloración de cabello, hay una serie de cosas que debes tomar en cuenta para comunicarlas a tu cliente.

En primer lugar, se debe hidratar muy bien el cabello, ya sea algunos días antes del procedimiento o en ese mismo momento. Es recomendable hacer una hidratación profunda que pueda contrarrestar cualquier tipo de daño ocasionado por el tinte. Estos mismos cuidados se deben considerar los primeros días luego de la coloración. Justamente después del tinte el cabello de tu cliente estará muy frágil, por lo que debes recomendarle utilizar productos que le aporten suavidad, hidratación y brillo. 

El cabello se debe retocar cada cierto tiempo para no perder el color. Si bien los tintes usados en las coloraciones permanentes tienden a fijarse bien, siempre hay un poco de pérdida de intensidad. Además, con el crecimiento natural del cabello aparecerá el color natural en la raíz al tiempo de realizar la coloración. 

Existen productos especializados para mantener la salud del cabello y además proteger el color. Si bien pueden resultar como una inversión para tu cliente, debes asegurarle que los resultados que obtendrá utilizando champús o acondicionadores especializados serán muy distintos que con productos del día a día. 

Por último, debes recordar que la coloración puede aclarar u oscurecer el color hasta cierto punto. Si tu cliente está buscando un cambio radical en su estilo, deberás apoyarte de otras técnicas como la decoloración para lograr el resultado deseado. 

Con toda esta información sobre la coloración de cabello, puedes ofrecer un servicio más completo y sobre todo enfocado en tu cliente. Teniendo conocimiento de la teoría de la coloración y como actúa en el cabello, podrás tomar decisiones más informadas que pongan la salud del cabello de tu cliente por delante.  

Es importante que cuando vayas a realizar una de las distintas técnicas de coloración, (sin importar el tipo que sea) utilices productos de calidad que cuiden al máximo el cabello de tu cliente. Recuerda que en la mayoría de estos procesos se utilizan agentes irritantes o externos al cuerpo, lo cual puede resultar en un poco de daño capilar.

fidelizacion bel

Artículos relacionados:

  1. Decoloración de cabello: qué es, tipos, productos y recomendaciones
  2. Colorimetría en el maquillaje
  3. Las 7 etapas de decoloración del cabello: ayuda a tus clientes a alcanzar su estilo ideal

¿Y tú qué opinas? ¡Déjanos aquí tus comentarios!