shampoo al seco

Llega el verano y con él, los baños en la playa o la piscina y notamos que la necesidad de lavarnos el pelo aumenta considerablemente. Sin embargo, los consejos de los especialistas nos advierten de los daños que pueden sufrir tanto el cabello como el cuero cabelludo al lavarlo frecuentemente. ¿La solución? El shampoo en seco.

Este tipo de shampoo nos garantiza lucir un cabello siempre perfecto sin la necesidad de estar constantemente lavándolo. Gracias a este producto milagroso conseguimos mantener el pelo limpio durante más tiempo y evitamos que sufra en exceso. Esta es, sin duda alguna, la razón por la que el shampoo en seco es el mejor aliado de miles de mujeres.

 

¿Vas con prisa por la mañana y no tienes tiempo para lavarte el pelo, secarlo y peinarlo? No hay problema, las palabras mágicas son: ¡champú seco! El nombre promete que el pelo parezca limpio, pero sin lavarlo. ¿Cómo funciona? El silicato es el ingrediente básico que elimina el exceso de grasa del pelo.

 

¿Te viene a la cabeza un efecto como de polvo? ¡Estás equivocada! Las trendsetters, los estilistas y las bloggers de belleza recurren a este producto como un salvavidas. No es simplemente que el champú seco esté disfrutando de un regreso por la puerta grande, sino que se ha convertido en un producto clave para el peinado. Tanto si quieres refrescar tu pelo entre lavados como si quieres prepararlo para un peinado elaborado, te proporciona un toque de frescor exprés.

 

Esta es la solución para acabar con los problemas capilares. Conoce todo acerca de este maravilloso invento.

Los ingredientes del shampoo en seco eliminan la suciedad, grasa y malos olores acumulados en el cuero cabelludo, sin embargo no sustituyen un lavado normal.

Lavar el cabello tan seguido, puede provocar que este se vuelva seco y opaco. Además, en caso de tener el pelo teñido, te servirá para que el color dure por más tiempo. También se usa para añadir volumen y textura a tu melena.

 

Estas son algunas de ventajas del shampoo al seco:

  • Deja el pelo como recién lavado en tan solo instantes.
  • Aporta una sensación de frescor y elimina la apariencia aplastada del cabello.
  • Absorbe el exceso de grasa acumulado en el cuero cabelludo.
  • Es el aliado perfecto para mantener la fijación de peinados recogidos.
  • Algunos están especialmente formulados para añadir un toque de color en pelos teñidos.
  • Es respetuoso con el cabello y se puede utilizar con bastante frecuencia.

Aunque el shampoo en seco no sustituye el lavado tradicional del cabello con agua y shampoo, es una alternativa muy práctica que nos sacará  de un aprieto de forma rápida y efectiva. No es necesario más que observar sus numerosas ventajas para darnos cuenta de la razón por la que este se ha convertido en uno de los productos cosméticos más utilizados en la actualidad.

¿Qué tipos de shampoo en seco hay?

Principalmente tres: en polvo, en crema y en spray. Además, podemos encontrar otros tipos de shampoo en seco más específicos, como el diseñado para pelos teñidos o el ecológico, ideal para mujeres que se preocupan por el cuidado del medio ambiente. Veamos con detenimiento cada uno de ellos para conocer sus características particulares:

  • Shampoo en seco en polvo: muy parecido a los polvos de talco. Se aplica sobre las raíces y actúa para eliminar el exceso de grasa en el cuero cabelludo.
  • Shampoo en seco en crema: su textura cremosa permite que lo apliquemos por toda la longitud del cabello, lo que garantiza un resultado más homogéneo y natural.
  • Shampoo en seco en spray: el más utilizado por su fácil aplicación. Es similar al de polvo, pero el difusor permite que el producto se extienda mejor.
  • Shampoo en seco para pelos teñidos: formulado para, además de aportar un aspecto de limpieza al pelo, añadir un toque de color que cubra las pequeñas imperfecciones.
  • Shampoo en seco ecológico: elaborado a partir de ingredientes 100 % naturales que respetan el medio ambiente y cuidan tu cabello.

La elección de uno u otro tipo de shampoo dependerá  únicamente de nuestros propios gustos o situaciones. Así, si lo que buscamos es un producto práctico y fácil de usar, el shampoo en spray será  el más acertado. Sin embargo, los shampoos para pelos teñidos aumentan la duración e intensidad del color del tinte.

¿Cómo se aplica el shampoo en seco?

Aunque es imprescindible que leamos con atención y sigamos detenidamente las indicaciones específicas del fabricante de cada producto, podemos dar algunas claves básicas sobre el uso del shampoo en seco. En este caso, por el ser más utilizado, nos centraremos en la aplicación del shampoo en la spray. ¡Toma nota!

  • El cabello debe estar completamente seco antes de la utilización del shampoo.
  • Cepilla el cabello cuidadosamente. De esta manera, el producto penetra  mejor.
  • Agita el shampoo y aplícalo a unos veinte o treinta centímetros de distancia.
  • Lo mejor es ir por partes. Primero los laterales, luego las raíces superiores y, finalmente, la nuca.
  • Puedes aplicar más en las zonas más grasas de tu cabello.
  • Mueve el cabello con los dedos mientras aplicas el productos, así conseguirás una textura más uniforme.
  • Deja actuar el producto durante dos o tres minutos.
  • Cepilla el cabello o ayúdate de los dedos para retirar cualquier residuo que haya podido quedar.
  • También puedes utilizar el secador para este último paso, pero siempre en frío.
  • ¡Listo! Ya tienes el pelo como recién lavado.

Es importante que apliquemos el shampoo únicamente en las raíces y el cuero cabelludo, nunca en las puntas ni en el resto del cabello. Siguiendo estos sencillos pasos conseguiremos un pelo suelto, brillante y más vivo en cuestión de cinco minutos. ¿Ves que es mucho más fácil de lo que te habías imaginado?

¿El shampoo en seco puede sustituir al lavado tradicional?

Nunca. El shampoo en seco nunca sustituirá  al lavado tradicional con agua y shampoo. Y es de máxima importancia que tengamos esto en cuenta a la hora de utilizarlo. Este tipo de productos cosméticos son meramente una solución estética temporal que aporta al cabello un aspecto más limpio. Pero no, no limpian el pelo.

Con el lavado tradicional, y el consiguiente masaje y limpieza del cuero cabelludo, favorecemos la correcta circulación, eliminamos las bacterias y equilibramos el pH natural de la piel. Por ello, aunque utilicemos el shampoo en seco con frecuencia, siempre debemos hacerlo entre lavados tradicionales, nunca como sustituto.



Por Matías Ulloa en marzo 16, 2020

Déjanos tu comentario